MIDE TU VIDA POR TU AMOR A DIOS - The Synagogue, Church Of All Nations - SCOAN - Prophet T.B. Joshua (General Overseer)

MIDE TU VIDA POR TU AMOR A DIOS

Faltaban sólo tres días para la Navidad y como era de esperar, el ambiente en la Arena de la Libertad reflejaba los colores de la temporada. Desde el escenario, el Coro de La SCOAN repartió cantos de alabanza y adoración que resonaron por todo el mundo. Comenzaron con «Espíritu Santo respira en mí». Después, Le pidieron al Espíritu Santo que tomara más de las personas y les diera más de Él al son de «¡Abba, Padre!». Cantaron en alabanza, preparando así los corazones de las personas para un encuentro con Jesús que cambiara sus vidas.

El sermón titulado «MIDE TU VIDA POR TU AMOR A DIOS», comenzó con la afirmación de la Biblia de que sólo la virtud del amor hace que la fe obre, agradando por tanto a Dios. El Profeta T.B. Joshua leyó 1 Corintios 13:13, «Y ahora permanecen la fe, la esperanza y el amor, estos tres; pero el mayor de ellos es el amor».

Dijo que el amor vence el mal y que los Cristianos deben depender del Espíritu Santo para guiarlos sobre a quiénes mostrar amor. «El amor mira alrededor para ver quién está necesitado, quién está enfermo, quién no es salvo, quién está deprimido, quién está preocupado», dijo el hombre de Dios. Por ello, aconsejó a los Cristianos que midan sus vidas por su amor a Dios a través de una muestra incondicional de preocupación por el bienestar de quienes les rodean, que son la imagen misma de Dios. Sin embargo, advirtió que los Cristianos no deben desalentarse a causa de quienes no aprecian sus actos de caridad sacrificial. Según sus palabras, «Dios dice que debemos dar, así que da. Él quiere ver tu genuina disposición. En el momento en que llegues a un punto determinado, Jesús ahora te ayudará a dar a las personas adecuadas». Finalmente, concluyó mencionando la necesidad de mantener una relación con Dios.

Así mismo, la Profetisa Yinka dio un mensaje titulado «EN NAVIDAD, PERMITE QUE TU SEMILLA MUEVA A DIOS». Comenzó señalando la incondicional ofrenda de Dios de Su Mejor Semilla, Jesucristo, para la salvación de la humanidad. Describió la Navidad como un tiempo para plantar semillas de amor de un modo que conmueva a Dios y nos ayude a remodelar nuestro destino. La Profetisa Yinka cuestionó por qué las personas son capaces renunciar a sus posesiones mundanas pero tienden a no estar dispuestas a renunciar al pecado; nada es más importante que reconciliarse con Dios. Comenzando con Isaías 9:6, explicó que la Navidad es significativa como «la base de nuestra esperanza eterna», representando «una luz gloriosa que disipará toda sombra de oscuridad en nuestras vidas, un glorioso aumento y plenitud de gozo que surgen de Su nacimiento, y una gloriosa libertad y ampliación con un buen motivo».

Explicó que el no caminar en amor nos llevará a suprimir las promesas de Dios en nuestras vidas y, tratando de tocar las conciencias de los congregantes, señaló: «Tal vez esa semilla de amor, esa semilla de perdón, la semilla de la paciencia, de la humildad, pueda ser lo que Dios usará para remodelar tu destino, incluso el destino de tus hijos». Por consiguiente, instó a las personas a plantar semillas con genuinidad, sencillez de corazón y humildad.

Tras el sermón, los congregantes vieron la evidencia del asombroso poder de Dios a medida que los necios espíritus contrarios eran expulsados de la vida de las personas por la autoridad en el nombre de Jesucristo.

TESTIMONIOS

EL DOLOR DE GARGANTA DESAPARECE TRAS LA PROFECÍA

El domingo pasado, la sesión de testimonios comenzó con la señorita Mabel Agyei, una ghanesa que había recibido una palabra de profecía dos domingos atrás cuando el Profeta T.B. Joshua ministraba durante la Oración Masiva. El Espíritu Santo habló a través de él mientras Mabel se precipitaba hacia el Altar de La SCOAN implorando al hombre de Dios que la ayudara, «sabes que hubo algo que tomaste; un encantamiento». El Espíritu Santo también reveló que Mabel había tomado el amuleto con miel y que había estado escupiendo sangre desde el año pasado debido a una llaga en la garganta.

Mabel lo confirmó todo. El Profeta T.B. Joshua en ese momento le pidió a Mabel que se pusiera la mano en la garganta mientras oraba por ella. «¿Cómo te sientes ahora?», le preguntó. «¡Estoy libre ahora!», respondió ella. «Tomé un amuleto con miel», dijo Mabel a la iglesia durante su testimonio el domingo pasado. Explicó que su condición de salud empeoró tras tomar el encantamiento, dificultando así su trabajo como maestra y el cuidado de sus hijos. «Ahora soy libre y puedo respirar bien», confirmó. Aconsejó a las personas que busquen la ayuda de Jesús y no de los brujos cuando tengan problemas.

EL PODER DE LA PROFECÍA SILENCIA LA VOZ DEL MAL

La autóctona del Estado de Edo, Helen Omijie, aparentaba ser una inocente joven que apenas rebasaba la adolescencia, sin embargo, regularmente escuchaba voces malignas que le decían cómo mezclar hierbas en una olla negra y elaboraba hechizos y encantamientos con ellas para poder dañar a las personas o echarles una maldición. En una ocasión, Helen hizo que un vecino olvidara su plan de acusarla con su padre de tener malas compañías. En una segunda oportunidad, preparo fórmulas mágicas y encantamientos para hacer descarrilar la vida de su hermano mayor y él comenzó así su mal comportamiento. En una tercera ocasión, el padre de Helen la sorprendió elaborando hechizos y encantamientos que habrían matado a ese mismo hermano mayor. Todos estos datos se expusieron durante el testimonio de Helen del domingo pasado.

Dos semanas atrás había estado en La SCOAN y una profecía la localizó cuando el Profeta T.B. Joshua ministraba. Después de profetizar sobre las ilícitas acciones de Helen, el hombre de Dios le preguntó si quería ser una doctora nativa. Helen dijo que solía tener pesadillas en las que veía serpientes. Un día fatídico, mientras estaba sentada frente a su recinto, Helen explicó a la iglesia cómo una voz le ordenó que caminara entre los arbustos y recogiera hojas con fines de hechicería, y así fue como empezó todo. Cansado de ver a su hija atormentada por el espíritu que había en ella, el padre de Helen insistió en llevarla a La SCOAN donde su caso fue milagrosamente localizado por Dios. La congregación y los espectadores observaron en vivo como ocurría la confirmación de la profecía, ella siguió a su padre para traer la olla con hojas atadas con un paño rojo que Helen había dejado fuera de la iglesia esa mañana. Al día siguiente, Helen orinó sangre cuando fue al sanitario. Para la gloria de Dios, desde entonces se ha convertido en una persona diferente. Ahora respeta a su padre y ya no escucha más esa voz extraña. Aconsejo a las personas que tengan fe en Dios, mientras que su padre aconsejó a los padres que vigilen de cerca a sus hijos.

«¡MI MÉDICO LO LLAMÓ UN ‘BEBÉ PRECIOSO’!»

Señalando una dirección específica mientras ministraba durante la Oración Masiva del Servicio Dominical, el Profeta T.B. Joshua había profetizado: «Hay una mujer debajo de la galería, en esa sección. Hay algo dentro de ti; no es un fibroma, pero ha estallado. Está saliendo en forma de sangrado. No es algo que puedas guardar para ti misma». Inmediatamente, la señora Happiness Chinweoke salió a identificarse como la beneficiaria de la profecía. En compañía del equipo de cámara, acudió al baño para revisarse y efectivamente vio las manchas de sangre.

Meses más tarde, regresó a la iglesia para testificar que había quedado embarazada. De hecho, los médicos le habían dicho anteriormente a la joven esposa que tenía una obstrucción de las trompas de Falopio, información que le provocó pánico por la posibilidad de terminar estéril. Los médicos se sorprendieron al descubrir que había quedado embarazada. El domingo pasado, los Chinweoke regresaron a la iglesia para presumir de su regalo Divino; el bebé Jesse Chinweoke. «Estoy aquí para agradecer a Dios por lo que ha hecho en mi vida», declaró Happiness, aconsejando además a las personas que confíen en el poder de Dios para responder a sus oraciones. Su esposo, Paul, aconsejó: «No hay nada que Dios no pueda hacer».

HOMBRE LIBERADO DEL ESPÍRITU DE ENOJO Y VIOLENCIA

«¡Yo soy el león!» rugió el espíritu maligno en el señor Sunday Elegamhe cuando el Profeta Chris le impuso su mano ungida hace quince días atrás. Se necesitaron tres hombres muy fuertes para refrenar a Sunday mientras el espíritu buscaba escaparse al tiempo que confesaba haber afligido a Sunday con el espíritu de enojo y haber arruinado su carrera. «No te atrevas a retarme o te irás a casa con sangre» solía amenazar Sunday, tanto a compañeros como a hombres mayores que él. «Mis amigos tuvieron que aceptar todo lo que yo decía como definitivo», añadió. Pero Sunday sabía que algo andaba mal, así que empezó a buscar ayuda en las iglesias y finalmente llegó a La SCOAN. En una ocasión, llegó a quemar la piel de su hija con una plancha domestica caliente únicamente porque ella le mintió con haber sido la primera en un examen. Incluso en el día de su propia boda amenazó con divorciarse de su esposa por una cuestión trivial.

Desde la liberación del domingo pasado, Sunday se ha arrepentido de lo que le hizo a su hija, ahora ya casada. La esposa de Sunday, Beatrice, acompañada por su pequeño hijo, dijo que en su unión no había tenido paz y que su esposo solía golpearla a su voluntad. «Me trataba como si fuera su empleada doméstica», recordó. Sin embargo, agradeció a Dios por la transformación en la vida de su marido. «Ya no deseo renunciar a mi matrimonio», dijo. Finalmente, aconsejó a las mujeres que sean pacientes con sus cónyuges y que confíen en Dios. Sunday, instó a todos a buscar a Dios por restauración.

ASOMBROSO MILAGRO DEL AGUA VIVA – ¡HOMBRE EXPULSA ENORME PIEDRA DEL RIÑON!

El padre de tres hijos, Bamidele Adegoke, había estado luchando contra los cálculos renales durante los últimos 10 años. El autóctono del estado de Ondo, y residente en el estado de Kano, terminó con un riñón y la uretra inflamados además de dificultad al respirar. Debido a los cálculos renales, experimentaba una retención de líquido en sus riñones y siempre estaba cansado, sin poder dormir, sentarse o estar de pie por mucho tiempo. Para aliviar sus dolores se aplicaba regularmente inyecciones analgésicas. A pesar de haber sido operado años atrás, la condición de Bamidele no mejoró y su médico le sugirió una arriesgada intervención en su vejiga y uretra tras extirparle los cálculos renales. Alarmado, Bamidele corrió a otro médico, quien le aconsejó que se sometiera a un segundo procedimiento que podría implicar la extracción de sus riñones. Esta era otra noticia desoladora, así que la esposa de Bamidele le aconsejó que visitara La SCOAN. El lunes pasado, Bamidele había participado en el Servicio del Agua Viva, donde no sólo bebió el agua, sino que también se la ministró en la cicatriz quirúrgica justo encima del lado izquierdo de su cintura.

Curiosamente, ese había sido el día en que supuestamente debía pagar la segunda cirugía. Tras la ministración del Agua Viva, Bamidele comenzó a sentir que el cálculo renal se movía y descendía, y finalmente lo expulsó de su cuerpo sin ningún dolor. Antes de eso, su esposa había tenido un sueño en el que veía al Profeta T.B. Joshua extrayendo una sustancia podrida de su cuerpo, diciéndole: «Esto es lo que ha estado perturbando a tu marido». A pesar de que se describió a sí mismo como un hombre de «poca fe», Bamidele glorificó a Dios por sanarlo a través del Agua Viva. Dijo que ahora puede respirar bien y orinar normalmente y ya no se siente débil, y ahora come alimentos que antes no podía comer. Bamidele aconsejó a las personas que crezcan en su fe.

JOVEN SE APARTA DEL VICIO

«Le hice beber alcohol. Le hice mentir. Le hice unirse a malas bandas. Le hice unirse a una secta secreta». Fue una intensa liberación la de Usman Umar dos lunes atrás, mientras subía al Monte de Oración de La SCOAN durante el Servicio del Agua Viva. Viendo sus fosas nasales y labios salpicados de mucosidades, su rostro sudoroso y su cuerpo tambaleante, se podía observar que el Espíritu Santo estaba lidiando con el espíritu contrario que perturbaba la vida de Usman. Le faltaba respeto no sólo a su madre y a su tía, sino a todos los que le rodeaban. Además, siempre estaba robando, fumando, bebiendo, fornicando y practicando el bestialismo, actitudes y vicios que había adquirido tras su iniciación en un culto secreto en la universidad. Como «bebé marino» en la secta a la que pertenecía, su mayor responsabilidad era espiar a los potenciales objetivos de la secta. Motivada por un sentido de deber maternal, la tía de Usman lo había «arrastrado» hacia La SCOAN convencida de que la diestra de Dios recaería sobre él. «Ni siquiera había alcanzado el Agua Viva cuando empecé a vomitar y a manifestarme», dijo Usman a la iglesia el domingo pasado durante su testimonio. «A Dios sea la gloria, ¡estoy liberado!», declaró. La tía de Usman testificó la transformación de Usman, diciendo que ya no roba, no fornica y ni bebe ni fuma. Aconsejó a los padres y tutores que velen por sus hijos y pupilos que oren por ellos. Usman aconsejó a los jóvenes que tengan fe en Dios.

TRAS DEJAR IR LA OFENSA, HOMBRE PASA DEL FRACASO AL ÉXITO 

«Mi problema antes era el estancamiento», comenzó diciendo el señor Douglas Moji durante su testimonio el domingo pasado. Tras haber asisitido al Encuentro en Nazaret con T.B. Joshua celebrado en junio del 2019, el ciudadano de Botsuana testificó acerca de cómo su experiencia allí transformó su vida, elevándolo del fracaso al éxito.

«Había desunión en la familia y tenía problemas matrimoniales», confesó Douglas. Añadió que el sermón en el Monte del Precipicio sobre el amor le hizo cambiar la forma en que se relacionaba con su familia. «En el momento en que él, (el Profeta T.B. Joshua) me tocó, empecé a sentir que la paz llegaba a mí y comencé a extrañar a mi familia, al darme cuenta de los errores que había estado cometiendo», reveló Douglas. Cuando regresó a casa, su familia lo recibió con gozo y él empezó a ver puertas abiertas. Fue ascendido al puesto de ejecutivo de gestión de proyectos y consiguió un automóvil oficial. Pronto, otros dos automoviles se sumaron y la familia ya no tuvo que conformarse con un cacharro. A la luz del gran progreso que prosiguió a la reconciliación con su familia, Douglas aconsejó a las personas que abran sus corazones para recibir de Dios.   

«¡ME LEVANTÉ DE MI SILLA DE RUEDAS TRAS DIEZ AÑOS!»

«¡Soy vivo testigo del hecho de que el Señor es bueno todo el tiempo! Mi corazón está lleno de gozo», exclamó la señora Promise Kejeh cuando regresó a la iglesia el domingo para testificar sobre cómo ha mantenido su sanidad de la artropatía facetaría, que había sido causante de su parálisis corporal. Dos semanas, su esposo había interrumpido la ministración de oración del Profeta T.B. Joshua, reclamando desesperadamente ayuda para su esposa enferma, quien estaba en una silla de ruedas y no había sido capaz de acceder a la iglesia el mes anterior. Después de esperar una instrucción Divina de Dios, el hombre de Dios pidió a Promise que orara en el poderoso nombre de Jesús. Explicó que esto era diferente a sus oraciones anteriores porque el Espíritu Santo estaba involucrado.

Mientras ella se unía a la oración con todo su corazón, Promise recibió su sanidad y para su gozo y asombro, se levantó de su silla de ruedas sin ayuda, ¡y comenzó a caminar! Promise dijo que ella había animado a su esposo a no darse por vencido cuando él expresaba dudas sobre su probabilidad de ser sanada. «Sabía que tenía que llegar mi momento», afirmó Promise mientras aseguraba a su familia, amigos, vecinos y colegas que había recibido su perfecta sanidad. «¡Dios lo ha hecho!», insistió. Ahora que ya puede comer, ponerse en pie, levantar las manos, inclinarse y caminar sin ayuda, Promise reconoció que veraderamente hay oraciones y hay ‘una oración’. «No se rindan», aconsejó el señor Kejeh a la iglesia, mientras que Promise instaba a las personas a creer en la capacidad de Dios para sanarles mediante cualquier medio.