EL COMPROMISO MEJORA LA FE - The Synagogue, Church Of All Nations - SCOAN - Prophet T.B. Joshua (General Overseer)

EL COMPROMISO MEJORA LA FE

Con un canto de júbilo y un aplauso para Jesucristo, uno habría podido sentir el fresco derramamiento del poder y la magnificencia de Dios mientras los querubines se movían durante el Servicio Dominical de La SCOAN. El ungido de Dios, el Profeta T.B. Joshua, introdujo un profundo y poderoso sermón titulado, «El compromiso mejora la fe». Utilizando como texto de referencia Juan 15,  en el que menciona que ‘el mundo odia a los discípulos’, el Profeta también esclareció en su mensaje que, «En el momento en que nos identificamos o aceptamos a Jesucristo como nuestro Señor y Salvador genuinamente, entonces, el mundo nos odiará».

Utilizando el texto como una revelación, enfatizó en el hecho que, «El día en que hacemos un compromiso total con Jesucristo, hemos declarado la guerra contra satanás. Al habernos identificado con Jesús de Nazareth, nos hemos convertido en su enemigo más acérrimo». Recordándole a todos acerca de la posición de Dios en sus vidas, instó a la congregación en permitir que Dios domine cada una de sus actividades. Mencionó que «Somos los dueños del ‘ahora’ pero Dios es el dueño de nuestro futuro».

Con la declaración de la canción, «Este mundo no es nuestro hogar», el Profeta T.B. Joshua amonestó a todos a en tener presente en la memoria que, «hay una barrera entre nosotros y todo aquí en la tierra. En el momento en que Jesús nos compró, nos convertimos en alienígenas aquí en la tierra». Entre sus últimas palabras de exhortación, el Profeta T.B. Joshua amonestó a la congregación en La SCOAN y a los espectadores de Emmanuel TV de todo el mundo a reconocer la posición de Dios es sus vidas.

Después del sermón, el Profeta T.B. Joshua se movió en medio de la congregación ministrando oración, sanidad y liberación en el nombre de Jesús. La presencia de Dios dominaba el auditorio y aquellos en cautiverio fueron libres; ¡Aleluya! Los testimonios que aquellos que recibieron este poderoso toque del Señor durante las semanas pasadas, compartieron gozosamente su testimonio. Estos son unos cuantos:

 

UN FLASH DEL ESPÍRITU SANTO ARREGLA UN FÉMUR FRACTURADO

La esencia del Espíritu Santo en la tierra se manifiesta de modos que no podemos ni imaginar. Él sana nuestra tierra, purifica nuestra alma, restaura nuestras pérdidas y consuela nuestro corazón roto.

El toque que el Espíritu Santo dio a Derrick Nyirenda, originario de Zimbabwe, y que tenía un fémur roto, solo puede ser prueba de que el poder sanador de Dios puede llevar salud a toda la carne. Derrick temía tener que enfrentarse a la idea de no poder volver a caminar, ya que se veía obligado a ayudarse con una muleta metálica. Padecía dolores constantes, pero se negaba a resignarse a su suerte, es decir, a una existencia basada en la ingesta de codeína, un medicamento que en un principio creyó que lo aliviaría, pero cuyo resultado fue precisamente el opuesto. Fue eso lo que le empujó a buscar a Dios para encontrar su sanidad.

Derrick se hallaba sentado en la Iglesia, atendiendo al mensaje con el que el Profeta T.B. Joshua avivaba la fe,  y después el hombre de Dios lo tocó en oración en nombre de Jesús y de inmediato el poder del Espíritu Santo descendió sobre él de un modo poco corriente que le hizo empezar a vibrar y caer al suelo. Con la congregación contemplando la escena con gran sorpresa, Derrick se levantó del suelo y miró a su alrededor muy sorprendido porque había dejado de sentir dolor. Flotando en la euforia de su liberación, Derrick comenzó a caminar y a saltar sin necesidad de ayuda y dando gracias a Dios.

Recordando cómo había sido su encuentro con el Espíritu Santo, Derrick dijo que sintió una descarga de poder recorrerle el cuerpo entero y que el dolor desapareció por completo dejándolo con energías renovadas y huesos más fuertes. ¡Gracias a Dios Todopoderoso, pudo volver a caminar!

 

«¡PUEDO GIRAR EL CUELLO!»


Está claro que Dios está en todas partes. Solo Él es omnipresente, omnisciente y omnipotente. Camina en el Espíritu, sana en el Espíritu y habla en el Espíritu.
Este hecho quedó demostrado cuando Bwaanje Ng’andu, diagnosticada de osteoartritis cervical nueve años antes, a resultas de lo cual su cuello se había quedado rígido, recibió del Profeta T.B. Joshua la instrucción de que se colocara exactamente en el mismo lugar en que Derrick estaba sentado antes de recibir su sanidad. Bwaanje se levantó, dio unos pasos hacia delante y en cuanto sus pies tocaron el lugar, recibió su sanidad y el cuello antes rígido comenzó a moverse libremente.
Dios se había mostrado poderoso, ya que no solo la sanó de la rigidez de cuello, sino que también recibió sanidad de la escoliosis que padecía. Antes de su encuentro con el Espíritu Santo en La SCOAN, se veía obligada a servirse de la ayuda de un collarín, sin el cual tenía un terrible dolor en el cuello y migrañas. A duras penas podía limpiar o lavar, y cada vez que caminaba una distancia larga, tenía un ataque. En varios hospitales le habían pautado medicación y la habían enviado a fisioterapia, donde le dieron masajes y ejecutó diversos ejercicios, pero nada de todo ello le sirvió. No había solución ni alivio para su mal. Pero un toque de Jesucristo fue un toque de poder, un poder que rompió el yugo de nueve años de rigidez cervical, osteoartritis cervical y escoliosis.
La señor Ng’andu es ahora una mujer libre, y aconsejó a todos los cristianos que perseveren en su confianza en Jesús.

UNA PIERNA GANGREANADA VUELVE A LA VIDA

Hay ocasiones en las que nos aclamamos a Dios para ser rescatados de incesantes dolores y batallas que enfrentamos en nuestra vida. «Los desafíos que enfrentamos no están destinados a separarnos de Dios, sino a acercarnos a Él» ─Profeta T.B. Joshua.
Podríamos decir exactamente eso en el caso de Charles Otonye, director retirado en el estado de Bayelsa (Nigeria): se despertó una fatídica mañana con una pierna sorprendentemente hinchada. Lo trasladaron a un hospital donde se le hicieron varias pruebas que revelaron que también tenía hepatitis B y problemas en los riñones. Al verse su vida envuelta en estas turbulentas batallas, su carrera se vio afectada y comenzó a depender de su esposa para todo. Resistiéndose a toda medicación, la pierna comenzó a necrosarse y la única solución que le ofrecieron los médicos fue la amputación. El señor Otonye rechazó esa opción y decidió acudir a Dios en busca de sanidad.

Matilda Otonye, su esposa y fiel seguidora de Emmanuel TV, llamó a un amigo de la familia que había recibido el Nuevo Agua de La Mañana como socio de Emmanuel TV y con fe, la ministró en su esposo: de manera inmediata Charles comenzó a caminar, aun teniendo a simple vista la pierna en aquel horrible estado de necrosis. Los días se convirtieron en semanas y la pierna empezó a secarse y el miembro que antes estaba hinchado y necrosado, volvió a la normalidad.

Y su sanidad fue permanente, dejando atónitos a los médicos que estaban convencidos de que nunca podría volver a caminar. Se le practicaron nuevas pruebas, y ¡oh, sorpresa! ¡Quedó, constatado que había sanado también de la hepatitis B y de sus problemas de riñón!

 

ENFERMEDAD MENTAL CURADA EN NOMBRE DE JESÚS

En un determinado momento en la vida de Kate Echie, una mujer ágil y enérgica, la enfermedad mental se presentó y Kate pasó a ser inestable mentalmente, lo que la llevó a mostrarse incapaz de relacionarse con sus seres queridos y a llevar una vida de tormento que afectaba no solo a su persona sino también a su amado esposo.
Cuando la situación empeoró, la familia recurrió a su hermano residente en Lagos, Augustine Asibong, que tuvo que echarse a llorar al encontrársela encadenada. Angustiado ante semejante situación, Augustine corrió con su hermana a La SCOAN para pedir la intervención de Dios y, bastó un toque del Profeta T.B. Joshua en nombre de Jesús para que su cordura le fuera restaurada.
Tras compartir su testimonio con el mundo, ya mentalmente sana, Kate aconsejó a la congregación y a los espectadores de todo el mundo que, cuando ellos o cualquier miembro de su familia se halle ante un desafío, no lo abandonen a su suerte, sino que «corran a Dios para recibir ayuda y sanidad».

 

LA INCONTINENCIA CESÓ DE INMEDIATO

Mientras el Profeta T.B. Joshua ministraba oración y liberación a la congregación, una mujer que se hallaba afectada por el problema de la incontinencia urinaria fue localizada proféticamente. «Hay una señora aquí que moja la cama», profetizó, y añadió que el problema había comprometido su matrimonio y la había venido avergonzando de varias maneras.

Ngozi Betty Nmezi, profesional en el ramo de catering, se armó de valor para acercarse al altar y confirmar la profecía que sintió que le iba dirigida directamente a ella. Reveló a la congregación cómo la enuresis había llenado de vergüenza su vida, hasta el punto de que con frecuencia acusaba a su hija para evitar que su problema saliera a la luz. Por esa misma razón se había visto obligada a rechazar varios contratos muy importantes. ¡Con una sencilla oración en nombre de Jesucristo, el problema de la incontinencia que la había privado de tanta alegría durante tanto tiempo llegó a su fin!

 

EL CATÉTER LE PUDO SER RETIRADO GRACIAS A UNA ORACIÓN

Isaac Rillojim estaba soñando con que una figura extraña intentaba abusar de él sexualmente y abruptamente se despertó. Aun intentando discernir qué podía haberle provocado semejante pesadilla, intentó proceder con su rutina habitual, pero descubrió que no podía orinar. Algo parecía bloquear el paso de la orina. En un primer momento le pareció que era un sueño y volvió a intentarlo, pero no lo logró. Acudió a un especialista que le informó de que padecía una estenosis uretral que iba a requerir la implantación de un catéter que le permitiera orinar.
Perturbado por semejante noticia, hubo de someterse a una operación en la que resultó que los médicos se encontraron con que era imposible implantarle el catéter en el pene, por lo que hubieron de someterlo a otro procedimiento por el que le fue insertado directamente en la vejiga, y así estuvo tres meses, orinando mediante aquel catéter.
Frustrado e inquieto, comenzó a disponer lo necesario para viajar a Francia y someterse a otra operación. Al hablarle de sus planes a sus amigos, ellos le aconsejaron que cancelara todos los preparativos y que pusiera rumbo a La SCOAN. Isaac decidió seguir su bienintencionado consejo: acudió a La SCOAN y recibió un poderoso toque del Profeta T.B. Joshua en nombre de Jesús, después de lo cual quiso ir al baño y allí pudo confirmar su sanidad. ¡Increíble! ¡La orina fluía libremente desde su pene! ¡Por primera vez en tres meses, podía volver a hacer pis!
Volvió al hospital y pidió a su médico que le retirase el catéter y el doctor se quedó estupefacto al ver que su canal uretral funcionaba debidamente, ya que le pidió que orinase desde el pene. Atónito, le retiró el catéter, y el señor Rillojim ha podido volver a ser un hombre completo. ¡Sano al fin! ¡Dios sea loado!

 

EL NOMBRE DE JESÚS SANÓ UN CUERPO DESTROZADO POR EL FUEGO

Una sanidad extraordinaria tuvo lugar en La SCOAN sobre una niña de ocho años de edad. Años atrás, el padre de Loveth Obi la llevó a La SCOAN para que fuera sana de una grave quemadura que había consumido su cuerpo. El fuego había consumido la piel del pecho y bajado hasta su pierna izquierda, dejando únicamente un tejido abierto y sangrante. Apenas podía caminar y tenía serias dificultades para permanecer de pie o vestirse, una situación que impedía que la niña pudiera acudir a la escuela, jugar como los demás niños o llevar una vida normal. Su familia lloraba por ella, ya que estaba indefensa y muchas veces en cama.
Indefenso pero con la esperanza viva, su padre la llevó a La SCOAN en un vehículo, anhelando el toque del hombre de Dios. En cuanto el Profeta T.B. Joshua oró por ella, la pequeña Loveth recibió sanidad en nombre de Jesús y su piel comenzó a secar con rapidez.
Dieciocho años han pasado desde que Loveth se quemó en el fuego. En la actualidad, ya una joven de veintisiete años, ha vuelto a La SCOAN junto a sus padres y su hermana pequeña para glorificar el nombre de Dios. La pequeña abrasada que creía que su vida se había terminado posee ahora un título universitario de Enfermería. Compartiendo su testimonio, Loveth declaró que, en cuanto el hombre de Dios la tocó, una sensación fría se apoderó de su cuerpo y dejó de sentir dolor de inmediato.
Animó a la congregación y al mundo a no perder la esperanza en Dios porque su presencia tiene el poder de sanar, liberar y restaurar todo lo que haya sido dañado porque, para Dios, no hay nada imposible.

 

¡UNOS PISTOLEROS INTENTAN ESCAPAR AL DESCUBRIR EL PODER QUE ENCIERRA EL NUEVO AGUA DE LA MAÑANA!

Apenas había comenzado el día cuando Sunday Robinson se vio atacado por unos ladrones armados cuando iba de camino al trabajo. Armados hasta los dientes y muy agresivos, entraron al asalto apuntándole a la cara y exigiéndole dinero, joyas y cualquier otra cosa de valor que tuviera. Angustiado por aquella visita no deseada, Sunday quedó aturdido y aterrado, y estado en una situación tan espantosa bloqueado en su casa, oró desde el corazón pidiendo la intervención divina. Nadie iba a acudir a rescatarlo y no había policía a la que llamar: estaba atrapado. Fue entonces, mientras oraba, cuando el Espíritu Santo le recordó que llevaba el Agua de La Mañana en el bolsillo.
Mientras los delincuentes seguían exigiendo que les entregara la cartera, él sacó el Nuevo Agua de La Mañana y se la ofreció diciendo «¡esto es todo lo que tengo!».
Enfadado, uno de los asaltantes se la arrebató de un tirón y la abrió. Al darse cuenta de que le estaba engañando, le apuntó a la frente con su arma, pero lo que no sabía era que el Espíritu Santo estaba allí, entre ellos. Apretó el gatillo… ¡pero el arma se negó a obedecer! Accionando el gatillo una y otra vez, los delincuentes decidieron dar media vuelta, totalmente atónitos.
¡Sunday Robinson fue rescatado de las garras de la muerte por el poder de Dios presente en el Nuevo Agua de La Mañana!

LOS HOMBRES TE ESTÁN ESPERANDO FUERA

Empujada por la necesidad de sobrevivir, Evelyn Okungbowa había quedado atrapada en la red de la prostitución. Madre de dos encantadores hijos, solo buscaba poder satisfacer sus necesidades hundiéndose en semejante comercio escandaloso, pero Dios tenía otro plan para ella.
Al entrar en La SCOAN para buscar el rostro de Dios, el Espíritu Santo la detuvo mediante un mensaje profético del Profeta T.B. Joshua: «Hay una mujer aquí… es prostituta. Alrededor de cinco hombres te están esperando fuera».
Evelyn se adelantó, confirmó la profecía y declaró que varios clientes la estaban esperando y que uno de ellos estaba, en aquel preciso instante, ante las puertas de la iglesia. El hombre de Dios continuó pidiéndole que buscase a una joven y Evelyn, con lágrimas en los ojos, reveló que esa joven a la que se refería era su hija.
El Profeta T.B. Joshua ministró liberación y Evelyn recibió el toque de Dios, que la hizo caer al suelo liberándola de seis años de prostitución y treinta de tabaquismo.
Dando las gracias a Dios por su completa liberación y restauración y acompañada por sus hijos, Evelyn compartió un testimonio con el mundo que hizo derramar lágrimas a muchos. Para animarla en su nueva vida en Cristo Jesús, el Profeta T.B. Joshua fue más allá ofreciendo a sus hijos una becas y un lugar donde vivir. ¡Ciertamente Jesucristo es capaz de darle la vuelta a nuestras vidas!